FLEBOLOGÍA ESTÉTICA
La mayoría de las afecciones y malestares se manifiestan en los miembros inferiores, piernas, donde el deterioro de las venas se debe a una insuficiencia en la circulación que progresivamente produce diferentes síntomas, como dolor o molestias, hinchazón, calambres, pesadez y fatiga, piernas inquietas, que pueden finalizar con la aparición de várices, celulitis, arañitas vasculares, etc. Todos estos trastornos tienen tratamiento y mejoran notablemente tanto las sensaciones de molestias y/o dolor como el aspecto estético.
Várices
Las varices son aquellas venas que han perdido su función y que aparecen dilatas por debajo de la piel como cordones zigzagueantes de una coloración azul.

¿Como se producen?
Las venas saludables de las piernas contienen válvulas que se abren y cierran para ayudar a que la sangre llegue al corazón. Cuando estas válvulas se dañan, no cierran correctamente trayendo como consecuencia que la sangre en vez de suubir hacia el corazón retorne a las piernas y así las paredes de las venas se debilitán y se dilatan produciendo varices. Esta enfermedad es progresiva y puede causar dolor además de dar un aspecto antiestético a las piernas.

¿Como reconocer los síntomas?
Dolor o molestias en las piernas.
Hinchazón.
Calambres musculares.
Pesadez y fatiga en las piernas
Piernas inquietas.
Ardor o adormecimiento.
Cambios de coloración de la piel y úlceras.

¿Tiene solución?
Actualmente existen tratamientos que ayudan a mejorar los síntomas producidos por la aparición de varices con la ayuda de medicación, vendajes, etc. que serán indicados por la médica flebóloga.
Arañitas vasculares
Las Telangiectasias o arañas vasculares aparecen frecuentemente en las piernas, son debidas a una dilatación de la parte terminal de una vena a consecuencia de un transtorno circulatorio, a diferencia de las varices, de mayor calibre, estas venitas son superficiales y tienen un núcleo central del que nacen finas ramificaciones de color rojo o violáceo cuya forma asemeja a una araña. De ahí la denominación popular de ''arañas vasculares''. Las telangiectasias suelen manifestarse a partir de los 18 años. Un tercio de los pacientes nota el primer desarrollo de las telangiectasias durante el embarazo y un 18% en mujeres que toman anticonceptivos. El factor más importante es el hereditario aunque determinadas profesiones provocan su desarrollo. Las telangiectasias no son patrimonio femenino. También muchos hombres se ven afectados.

¿Tienen solución?
Sí. La esclerosis o microesclerosis es el tratamiento adecuado para su solución.